Cuando realizamos cualquier tipo de inversión, ya sea inmobiliaria, de acciones, o simplemente en una estrategia de Social Media, es interesante conocer qué parte de esa inversión es recuperable y, a partir de ahí, mejorar esa variable.

Para ello, lo que más se usa es lo que en Marketing se suele llamar como ROI, o lo que es lo mismo, Return of Investment, o, para afinar aún más en la comprensión de su significado, retorno de la inversión. Fundamental para los inversores que quieren saber si funciona o no la estrategia para la cual pusieron el dinero sobre la mesa.

La fórmula del ROI

ROI=(Ingresos generados por la publicidad-costo de la publicidad)/(Costo de la publicidad X 100%)

Así pues, si realizamos una pseudoinversión de 100 euros y conseguimos beneficios de 500, tendremos un ROI de este modo:
4%=(500-100)/(100 )

Por lo que, de cada euro invertido estamos ganando 4. La inversión está siendo rentable.

¿Qué medir en nuestra estrategia?

Estas son algunas de las cosas que tendremos que tener en cuenta para comprobar si los pasos que estamos tomando están siendo los correctos o no.

  • Tasa de rebote: hablamos de rebote cuando un visitante abandona la página a los pocos segundos. Es como si no les interesara lo que están viendo. Hay que estar al tanto de esto porque puede significar que, como hemos dicho, el contenido no sea interesante, la carga de la página es demasiado lenta, es poco atractiva,…
  • Monitoriza las menciones de tu marca: mide cómo y cuánto se habla de ti
  • Fidelidad: Comprueba que exista interacción constante con tus seguidores, que tu contenido sea viralizado,…
  • Conversión del tráfico: Estar pendiente del tráfico que llega a tu sitio web desde las redes sociales y dale más importancia a las que más tráfico generen
  • Mide el crecimiento de los usuarios activos: o lo que es lo mismo, aquellos que más interactuan, comentan o comparten los contenidos publicados.
  • Conversión: mide las suscripciones, ventas, y cualquier tipo de beneficio que busque tu negocio

Pongamos el ROI frente a un espejo

Las ambulancias y los bomberos tienen los letreros al revés, no para que aprendamos a leer de atrás hacia delante, sino para poder leerlos en el espejo del coche. Imagina detrás tuya un coche con la palabra ROI, ¿qué leemos? IOR (quizás la “r” apareciera al revés pero haremos la vista gorda)

¿Qué es el IOR?

Es el estudio de la inversión calculado en base a las acciones tomadas en social media. Sus siglas corresponden a Impact Of Relationship y suele usar cuatro variables para calcularlo.

  • Autoridad: o lo que es lo mismo, las menciones de la marca en otros soportes y perfiles ajenos a los suyos propios. Así, medimos las menciones en blogs, portales online,…
  • Influencia: ¿cuántas personas siguen la marca? Esto es número de fans en Facebook, suscriptores en blogs o Youtube, seguidores en Twitter,…
  • Participación: la interacción del público con la marca. Así, medimos los comentarios que haya en el blog, en el Facebook, retweets, …
  • Tráfico: como vimos en el ROI, calcular cuántas personas llegan al sitio web a través de las redes sociales.

Como vemos, medir es necesario, y la adaptación a la medición más tradicional de las empresas al mundo online también lo es. Porque en el Social Media, el tamaño de tu Retorno de Inversión si importa.

Dejar respuesta